Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

LLÁMANOS 900 111 003

Comienza el contenido principal

Estás en:

  1. Tratamientos |
  2. Estética dental |
  3. Blanqueamiento dental

El blanqueamiento dental permite reducir algunos tonos el color de los dientes. Este tratamiento se encarga de aclarar y dar luminosidad a tus dientes. Además, elimina la mayoría de las manchas producidas por causas extrínsecas, como pueden ser el café o el tabaco. Sin embargo, no todas las manchas u oscurecimientos dentales son eliminables a través del blanqueamiento dental y pueden requerir de otro tipo de tratamientos odontológicos estéticos como el uso de carillas de porcelana o coronas.

¿Es un tratamiento que funciona?
¿Cuántos tonos se consiguen blanquear?

En la odontología estética, el blanqueamiento dental con luz led que utilizamos en Vitaldent logra reducir hasta cuatro tonos el color original de las piezas dentales, dejando los dientes más blancos y brillantes.

Tipos de blanqueamiento dental

Blanqueamiento externo

Es el tratamiento más habitual y el que se realiza sobre dientes vitales (sin endodoncias). Consiste en la aplicación de sustancias sobre la parte externa de la pieza dental.

  • Blanqueamiento de luz LED o de luz fría (en clínica):se trata de un tipo de blanqueamiento de última tecnología en el que se utiliza luz fría tipo led. Se coloca un gel sobre los dientes del paciente y una lámpara de luz led actúa sobre ellos. Es el tratamiento más rápido, su mayor ventaja es que se realiza en clínica en una sola sesión, y siempre bajo la supervisión de un profesional. El gel blanqueador está compuesto de una concentración de peróxido de hidrógeno al 35%.
  • Blanqueamiento mediante férulas: Al paciente se le toman las medidas de su boca para confeccionar unas férulas a medida de material acrílico. Estas férulas tienen unos reservorios donde el paciente debe aplicar una pequeña cantidad de producto blanqueador antes de colocarlo en su boca. El tiempo y el momento del día para llevarlo puede variar ampliamente. Hay geles de uso diurno y otros nocturnos. También existen distintas concentraciones lo cual establece el tiempo mínimo y máximo que debe permanecer en la boca. El producto que se aplica en este caso es peróxido de hidrógeno o peróxido de carbamida (igual que el peróxido de hidrógeno pero con la adición de urea) con diferentes concentraciones según las necesidades del paciente. La concentración más alta es más agresiva, e incluso puede llegar a ser lesiva a los tejidos dentarios y mucosos.

Blanqueamiento interno

Es aquel que se realiza sobre dientes no vitales, es decir que ya tienen realizado un tratamiento endodóntico, aplicando el producto por dentro del diente y pudiendo complementar este tratamiento con el blanqueamiento externo.

¿Cómo se realiza un blanqueamiento dental?
¿Cómo funciona?

En primer lugar el especialista debe hacerte una revisión. Es importante asegurarse de que tus encías gozan de buena salud, además de realizar un control de cualquier patología presente, como son caries, restauraciones defectuosas.

También hay que asegurase de que no tengas caries ocultas ya que pueden debilitar la pieza dental donde estén y causar fuertes dolores con el blanqueamiento. Además, esta técnica no está recomendada para embarazadas o mujeres lactantes.

Generalmente se realiza un blanqueamiento en el consultorio dental que dura aproximadamente una hora, con el cual el paciente ya ve cambios significativos y se indica un tratamiento complementario en el hogar, con las respectivas indicaciones del odontólogo. Este tratamiento a altas concentraciones puede repetirse a modo de mantenimiento después de seis meses a un año, según la severidad de las manchas o pigmentaciones que el paciente presente.

En general, aunque depende del estado de la dentadura de cada paciente, es importante y necesario realizar una limpieza dental profesional completa (ultrasonidos + cepillado profesional) previa a la realización del blanqueamiento dental.

¿Es doloroso?

Es normal que en el transcurso del tratamiento blanqueador se produzca cierta hipersensibilidad transitoria, que desaparece sin dejar rastro al poco tiempo de finalizar el tratamiento. Si en algunos casos la sensibilidad es mayor, se suele aconsejar el uso de geles blanqueadores que contengan flúor y nitrato potásico en su formulación o utilizar éstos en pastas dentales. Los casos de sensibilidad extrema que obligan a utilizar antiinflamatorios orales o a finalizar el blanqueamiento, son infrecuentes.

Blanqueamiento dental ¿en casa o en la clínica?

Recupera el color de tus dientes con seguridad

Pide tu cita Online

Te llamamos

Déjanos tus datos y contactaremos contigo.

Fin del contenido principal