Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Quiénes somos

Sección de utilidades

Fin de la sección de utilidades

Sección de idiomas

Fin de la sección de idiomas

  1. Tratamientos
  2. Odontología
  3. Reconstrucción dental

Reconstrucción dental

La reconstrucción dental consiste en el reemplazo o reparación de piezas dentales y está indicado para los problemas de dientes dañados y desgastados.

Comienza el contenido principal

¿Quieres que te asesore un especialista?

Pide tu cita gratis

¿Qué es la reconstrucción dental?

El esmalte es el material más resistente y duro que podemos encontrar en nuestro cuerpo. No obstante, a pesar de estas cualidades, no es invulnerable y puede suceder que se fracture o se astille. En estos casos conviene recurrir a una técnica como la reconstrucción dental para reparar los daños ocasionados en las piezas.

Estamos ante un tratamiento conservador del diente que busca –en definitiva– evitar la extracción dental.  Se pretende recuperar la funcionalidad y estética de los dientes gracias a este tratamiento. Recuerda que cuanto antes te sometas a una reconstrucción, mejor para tu salud dental. De lo contrario, la lesión puede acabar extendiéndose a otras áreas que, en principio, no mostraban ninguna rotura o desperfecto. Esta intervención es mínima pues se aplica una cantidad de relleno muy escasa.

¿Cómo se hace la reconstrucción dental?

Es una técnica muy popular pues es habitual, especialmente entre la población infantil, padecer golpes o caídas que deriven en una rotura o pérdida de una pieza dental. También una caries profunda puede comportar la necesidad de practicar una reconstrucción como la descrita.

Tipos de reconstrucciones dentales

Aunque todo depende del grado de lesión, podemos hablar con carácter general de los siguientes tipos de reconstrucciones dentales:

1- Resina

En el caso de que estemos ante una  fractura dental pequeña, lo más común es optar por un relleno de resina del mismo color que los dientes naturales. Apenas se apreciará la diferencia y tu sonrisa seguirá luciendo igual de bonita.

2- Incrustaciones dentales

La incrustación dental se utiliza especialmente en molares que han quedado muy  deteriorados a nivel superficial. Este tratamiento es muy poco invasivo y para llevarlo a cabo es imprescindible que no exista ningún problema relacionado con una mala higiene dental, como gingivitis, caries...

3- Pemo y corona

Si se observa que el daño es muy profundo, el dentista puede optar por el perno y la corona. Esta solución es la más adecuada para tratar dientes muy enfermos.

4- Las carillas dentales

Es meramente una intervención de estética dental. Estas finas láminas de porcelana o composite, al adherirse al diente natural, modifican el color, la forma o posición. Es la solución más demandada para arreglar roturas parciales.

¿Cuándo realizar una reconstrucción dental?

Esta técnica conservadora puede ser necesaria en los siguientes casos. Algunos ya los hemos mencionado, pero vamos a volver a citarlos para que quede bien clara esta cuestión:

  • Traumatismos en el diente.
  • Infecciones graves como una periodontitis.
  • Dientes desgastados por patologías como el bruxismo. Este último comporta un rechinar involuntario de los dientes –en muchas ocasiones mientras la persona duerme– que causa un evidente deterioro y erosión de las piezas dentales si no se trata oportunamente.
  • La existencia de una caries profunda. Ten presente que el empaste que se coloca en un diente cariado es una reconstrucción. Una vez que el dentista ha limpiado la infección debe reconstruirlo para evitar que se cuelen en su interior restos de comida y bacterias.

¿Para qué sirve una reconstrucción dental?

Este tratamiento conservador nos permitirá recuperar la funcionalidad del diente y mejorar nuestra sonrisa. Además, evita que la lesión pueda acabar afectando a las partes sanas de la pieza.

Tipos de tratamientos de odontología

Preguntas frecuentes. FAQs

¿Cuánto cuesta una reconstrucción dental?

Todo dependerá del grado de la lesión, pero con carácter general el precio de este tratamiento se sitúa entre los 50 y los 100 euros.

¿Cuándo se puede reconstruir una muela?

Es posible que la muela se haya partido tras sufrir una caries y se muestre fracturada por encima de la encía. En estos casos, y a pesar de que la corona haya quedado muy deteriorada, podemos salvar la muela gracias a una reconstrucción dental.

¿Qué diferencia hay entre un empaste y una reconstrucción?

Ambos procedimientos comparten muchas similitudes, pero también se distinguen en numerosos aspectos. Las dos técnicas pretenden reparar un diente de una manera poco invasiva.
No obstante, las reconstrucciones dentales tienen ante sí daños mucho más graves y complejos.

¿Qué es una reconstrucción coronaria total?

Una pieza puede haber quedado tan afectada que el odontólogo tenga que colocar una corona protésica, que puede ser metal-cerámica o de zirconio. De esta manera, aseguramos una adecuada resistencia y una excelente estética.

 

Fin del contenido principal

Pide tu cita

Te llamamos