Gustavo Camañas Gustavo Camañas
2 min de lectura
Gustavo Camañas Gustavo Camañas
2 min de lectura
Hacer un enjuague bucal

Si estás cansado del mal aliento, la placa bacteriana, la caries… o simplemente quieres un aliento más fresco, los enjuagues bucales son tu solución perfecta.

Desde Vitaldent nuestros expertos recomiendan, después de un buen cepillado y tras el paso de hilo dental, la utilización de algún enjuague bucal para conseguir una  higiene más completa.

La clave del uso de este tipo de enjuagues está en que tanto los cepillos de dientes como el hilo dental tienen un acceso relativamente limitado. Los expertos aseguran que el cepillado sólo llega a limpiar la boca en un 25%. Sin embargo, gracias a los enjuagues bucales llegamos a combatir las bacterias de la boca, dientes y encías,  consiguiendo así una limpieza profunda  en zonas a las que no es fácil llegar.

Existen diferentes tipos de enjuagues bucales o colutorios que, en función de su composición, están dirigidos a un uso concreto; por ejemplo los destinados a acabar con el mal aliento, los que contienen flúor para prevenir la caries o aquellos más enfocados a eliminar la placa bacteriana. Gracias a todos ellos conseguiremos una limpieza más completa.

Tipos de enjuagues bucales

Por ello, desde Vitaldent queremos mostraros un pequeño listado con los colutorios de uso más frecuente.

1. Enjuagues bucales básicos

Los enjuagues bucales básicos, pensados para eliminar los restos de comida en la boca después del cepillado y uso de hilo dental. Éstos además añaden un olor fresco al aliento, aunque no tiene mucha duración. Este tipo de enjuague bucal está recomendado si se mantiene una atención correcta de tus dientes  y si sólo se busca un ligero impulso en frescura. Existen varias opciones:

  • Para dientes y/o encías sensibles: normalmente suele contener poca o ninguna cantidad de alcohol por lo que se convierten en la opción perfecta para  aquellas personas que no toleran el enjuague bucal convencional. Son muy recomendables para evitar la gingivitis.
  • Contra la halitosis: éstos contienen componentes especiales que atacan las sustancias que causan la halitosis.

2. Enjuagues bucales antisépticos

Los enjuagues bucales antisépticos son la variedad más utilizada, ya que ayudan a combatir la placa bacteriana y la caries además de refrescar el aliento. Los  más comunes son:

  • Anticaries: aunque la mayoría de los enjuagues bucales frenan tanto la placa bacteriana como la caries, el mayor contenido en flúor de los anticaries los hacen mucho más efectivos contra este tipo de problema.
  • Antiséptico: generalmente tratan también los problemas de caries, pero su punto fuerte se encuentra en eliminar la placa bacteriana.

Por último, desde Vitaldent España queremos recordarte que un enjuague bucal no tiene efecto ninguno si no se ha realizado previamente un buen cepillado dental, por lo que nunca será sustituto, sino más bien un complemento que ayudará a reforzar nuestra higiene bucal.

eBook: Guía de hábitos saludables para el cuidado de la boca.

Gustavo Camañas
Gustavo Camañas
El Dr. Gustavo Camañas ha ejercido como director médico corporativo desde el año 2009 hasta el año 2017. Actualmente es el responsable de área de odontología general e implantes en la compañía. Licenciado en odontología en el año 2001, siempre ha ejercido en el campo de la periodoncia y de la estética dental. A día de hoy, realiza una función de control de calidad de los tratamientos realizados en la compañía así como formación a los doctores de nuestras clínicas. Desde el 2017 también pertenece a la comisión médica del grupo.