El blog de Vitaldent

El blog en el que encontrarás hábitos, tratamientos y consejos de salud dental

Categorías

Causas y posibles soluciones del sangrado de encías

El sangrado de encías es uno de los problemas más frecuentes a los que se enfrentan nuestros odontólogos en clínica. Hay que tener bien claro que si tus encías sangran, hay un problema que debe ser detectado y tratado.

Cepillarte los dientes demasiado fuerte o con un cepillo dental excesivamente duro, puede herirte las encías. En este caso, la solución es bien fácil: tendrás que tener más cuidado a la hora del cepillarte, tratando con delicadeza la zona de las encías e incluso comprándote un cepillo con las cerdas más blandas. Si quieres más consejos sobre el cepillado, los encontrarás en nuestro post “Cómo lavarse los dientes”.

Si descartas que tus encías sangren por estos motivos, es posible que sea porque están inflamadas y enrojecidas, una patología conocida como gingivitis. Aunque hay numerosos factores que pueden causar esta enfermedad, la principal es la acumulación de placa bacteriana y la mejor forma de prevenirlo es teniendo una correcta higiene bucal. Y es que es fundamental realizar una limpieza correcta de los dientes, además de acudir periódicamente al odontólogo para que nos realice una limpieza oral profesional y retirar aquellos restos de alimentos que se localizan en zonas inaccesibles para un cepillo de dientes. Además hay que tener en cuenta otros factores como el tabaquismo o tener los dientes torcidos o apiñados, que sin duda incrementan la probabilidad de sufrir gingivitis.

Por último, hay factores sistémicos que también pueden provocar estas alteraciones comoes el caso del estrés, el embarazo, la ingesta de algunos medicamentos, enfermedades inmunodepresoras, etc.  Es fundamental detectar a tiempo esta enfermedad, ya que tratada de forma correcta es reversible.Si no lo hacemos, derivará en una periodontitis, que es la segunda fase de la enfermedad de las encías, y en donde el hueso se ve afectando pudiendo tener como consecuencia final la pérdida definitiva de las piezas dentales.

Pero, ¿qué tienes que hacer si notas que tus encías sangran? Lo primero es acudir a tu dentista de confianza, quien te podrá ayudar a detectar las causas y te dirá qué debes hacer para poner fin al problema. Normalmente la solución pasa por mejorar las costumbres de higiene bucodental y  llevar a cabo una limpieza dental para eliminar el sarro. Aunque siempre será el especialista el encargado de recomendarte el tratamiento más adecuado en función de tus necesidades o de los signos y síntomas que presentes.

Recuerda que una buena higiene bucal es el primer paso para evitar la mayoría de estos problemas.

¡Tener una sonrisa perfecta depende de ti!

Entradas relacionadas

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.